• R. Flores.

El presidente del PRI señalo que a pesar del ataque sistemático, se voto por tener peso y contrapeso

Ciudad de México.- Alejandro Moreno Cárdenas, dirigente nacional del PRI, en conferencia de prensa conjunta con los líderes partidistas del PAN y PRD, Marko Cortés y Jesús Zambrano, respectivamente, resaltó que desde el gobierno, durante todo el proceso electoral, siempre se estimuló la polarización, la división y el encono.


Por tanto, estimó, se propició una alta participación en esta elección, la cual fue fundamental, por lo que reconoció y agradeció a los millones de mexicanos que votaron por la coalición "Va X México" y por el Partido Revolucionario Institucional (PRI). "México apostó por tener pesos y contrapesos en el Congreso, y en el gobierno también", afirmó.


El dirigente priista manifestó que la coalición “Va por México”, tienen que trabajar juntos, bien coordinados, pensando en el bien del país, en defender a las instituciones, respetar los resultados electorales y salvaguardar cada uno de los votos”.


Añadió que a partir del 1° de septiembre se tendrá una agenda legislativa sólida y robusta en la coalición, que impulse temas fundamentales, para que haya más y mejores oportunidades, como el crecimiento económico, el P

presupuesto, salud, educación, combate a la pobreza y la recuperación de los programas sociales que desapareció Morena.


Además, que también se buscará un nuevo modelo de comunicación política, porque el actual no le sirve al electorado, satura con millones de spots a la gente y, lo peor, es incumplido por el titular del Poder Ejecutivo federal y por el gobierno de Morena.


Alejandro Moreno informó que de acuerdo a los datos del Instituto Nacional Electoral (INE), estas tres fuerzas políticas tendrán el 42% de la representación en la Cámara de Diputados, lo que representa un aumento de más de 70 legisladores federales. Tan sólo el PRI, reconoció, de tener 45 diputados federales, en el próxima integración de la Cámara de Diputados, pasará a poco más de 70; reconoció que se tuvieron triunfos contundentes, en Nuevo León, Coahuila y el Estado de México.


Destacó que la ciudadanía envió un mensaje claro, "el gran perdedor de la elección es Morena", que perdió 15 millones de votos, porque no se gobierna bien, no hay resultados y no hay trabajo. Reclamó el ataque desde el gobierno a la oposición, a los medios de comunicación, al empresariado, al Instituto Nacional Electoral (INE), a los organismos autónomos, a los jueces federales y a cualquiera que se atreva a pensar distinto del gobierno y de Morena.


Finalmente, el líder priista consideró que la alianza conformada por estas tres fuerzas políticas logró ganar; dar pasos fundamentales, tener un crecimiento electoral que se sustenta en los datos y en los votos. Manifestó que tendrán apertura al diálogo y a la generación de consensos para todo lo que sea en favor de México.