top of page
  • Jovany González

Exhortan a las Alcaldías para que instalen centros funerarios y crematorios para animales.


● Cuajimalpa y Miguel Hidalgo cuentan con crematorios para mascotas como un acto sensible para dar una muerte digna a los animales


Ciudad de Mexico.- Actualmente para las familias mexicanas, los perros y gatos son más que unos animales de compañía, son considerados significativos como un hermano o amigo, por ello la importancia de que al final de su vida tengan una muerte digna, expresó Elizabeth Mateos Hernández, coordinadora de la asociación parlamentaria Mujeres Demócratas.


La legisladora local presentó, durante la sesión Permanente del Congreso de la CDMX, un exhorto para que las Alcaldías capitalinas, de conformidad con el marco jurídico vigente y en atención a la dignidad de los seres sintientes, determinen la viabilidad técnica y operativa de establecer centros funerarios y crematorios para los animales de compañía.


Añadió que la propuesta se realiza con el propósito de garantizar el bienestar animal y el derecho a una muerte digna, así como dotar a la ciudadanía de herramientas para entender la muerte de quien solo les brindó cariño y alegría en vida.


En las Alcaldías Cuajimalpa de Morelos y Miguel Hidalgo ya toman cartas en el asunto y han establecido en sus demarcaciones, crematorios para mascotas como un acto sensible para dar una muerte digna a los animales y que los dueños tengan la oportunidad de despedir de manera decorosa a sus seres queridos, explicó.


En México existen alrededor de 80 millones de mascotas en el país, las más comunes son los perros (43.8 millones) y los gatos (16.2 millones), ambas representan 75% del total, el otro 25% es una mezcla de otras especies pequeñas; mientras que en la Ciudad de México el porcentaje de hogares con mascotas es de 61.4 por ciento, de acuerdo al Instituto Nacional de Estadística y Geografía.

Las familias mexicanas tienen una tendencia a tener mascotas en casa, las cuales representan una responsabilidad, se trata de un ser vivo que depende completamente de su humano y por consiguiente se pretende que tengan los cuidados necesarios para su desarrollo hasta el fin de sus días, destacó Mateos Hernández.


Los crematorios y centros funerarios para animales son necesarios, brindan a los dueños de animales de compañía una opción digna y respetuosa para despedirse a sus compañeros y amigos. Estos servicios pueden contribuir al bienestar emocional de los dueños y ayudarles a preservar los recuerdos de sus mascotas para siempre, puntualizó la legisladora.





Комментарии


bottom of page